Cabecera

Cabecera

20 diciembre 2013

Visitando el Universiteitsmuseum de Utrecht

Firma de Juanjo Reina

En un discreto edificio del centro histórico de Utrecht se encuentra el Universiteitsmuseum, que es el museo de ciencia de la Universidad de Utrecht.
SG1L7202

Es un museo de tamaño mediano en el que te encuentras salas en las que está prohibido tocar y salas en las que lo prohibido es no tocar, exposiciones permanentes y temporales, un jardín y un invernadero histórico.
Entre las salas en las que está prohido tocar nos encontramos con la dedicada al profesor de Medicina Jan Bleuland en la que se exhibe una colección de especímenes conservados en formol.
SG1L7225


Otra sala en la que solo se puede mirar es la de curiosidades del mundo natural: fósiles, pájaros disecados, esqueletos, etc. Algunos son del siglo XVII:

SG1L7214

Y hasta aquí la parte clásica del museo (coleccióndecosasviejasquenosepuedentocarporqueseestropean) y empezamos con la parte interactiva y moderna (tócamesiquieresenterartedealgo) del museo. Formando parte de la exposición permanente se encuentra el Laboratorio del Conocimiento donde se aprende el proceso científico para la adquisición del conocimiento: formulación de preguntas, establecimiento de hipótesis, comprobación experimental, comprender los resultados y divulgarlos.
DSCF0255


También permanente es X-perimentation un laboratorio infantil en el que los científicos del futuro experimentan con los sentidos.

SG1L7215


Un jardín botánico y un invernadero completan las exposiciones permanentes. En el jardín no faltan los módulos interactivos.

DSCF0241


Y el invernadero tiene un gran valor histórico:

DSCF0250


La oferta de contenidos se completa con las exposiciones temporales. En mayo de 2013 la exposición se titulaba “Peace of cake”

Datos prácticos:
El viaje en tren desde Amsterdan CS y Utrecht Centraal dura 27 minutos y en marzo de 2013 costaba 7 €. La entrada al museo unos 6€
Más información práctica en la web del museo.
Cerca de este museo queda el Observatorio Astronómico Sonnenborgh  y el Spoorwegmuseum. Merece la pena empezar por el museo del ferrocarril, seguir por el observatorio para acabar la tarde en el de la Universidad. Es un paseo agradable que puede hacerse a pie.

Resumen:
Visita indicada para todos los públicos.
Hay más fotos en este album.
Juanjo Reina

No hay comentarios: